Lifting brasileño de glúteos o Brazilian Butt Lift

El Brazilian Butt Lift o lifting brasileño de glúteos es una cirugía estética que cada vez es más demandada en la actualidad. Consiste en un aumento del volumen y un modelado de la forma de los glúteos con el uso de grasa autóloga, es decir, grasa del mismo paciente.

Lifting brasileño de glúteos o Brazilian Butt Lift

Es la opción más adecuada para mejorar el contorno corporal por la doble ventaja que presenta, ya que se extrae grasa de una zona donde sobra y se utiliza para rellenar otra donde se desea más volumen, en esta ocasión las nalgas. Esto se consigue sin producir  cicatrices ni apenas molestias para los pacientes, con la ventaja añadida de que no se utilizan materiales sintéticos como las habituales prótesis de silicona.

El BBL es una técnica que se recomienda especialmente en casos de mujeres con pocas curvas, con tejido graso acumulado en zonas como abdomen, piernas o cartucheras y con poco volumen de glúteos. Es posible realizar esta técnica combinando grasa y prótesis, consiguiéndose un volumen deseado en aquellos casos en los que la cantidad de grasa es insuficiente o porque resulta más adecuado de cara a las necesidades de la paciente.

¿Cómo es la intervención?

Es una técnica sencilla en las manos de un especialista con experiencia. Su duración es de unas dos horas y puede realizarse con anestesia local y sedación, aunque dependerá de las zonas tratadas.

La intervención comienza con una  liposucción con la que se extrae la grasa de la zona donante y una vez extraída, se infiltra a partir de pequeñas incisiones en la zona receptora, es decir, las nalgas. Durante el primer mes tras la intervención se perderá entre un 30% a un 50% de la grasa injertada, pero el resto se quedará en la zona y se comportará como si siempre hubiera estado ahí.

El resultado es permanente, siempre que el paciente no sufra un cambio importante de peso. Las zonas donantes suelen ser el abdomen y la espalda, por lo que la mejora del contorno corporal es significativa, ya que se estrecha la cintura y se consigue una figura más femenina.

El postoperatorio es bastante rápido, aunque se deberá llevar una prenda compresiva en torno a un mes y se recomienda apoyarse o sentarse lo menos posible durante ese período. El lifting brasileño de glúteos se ha convertido en una tendencia y así lo será los próximos años.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

CERRAR