Ginecomastia; ¿Cuál es su causa?

La ginecomastia es el proceso de agrandamiento de los senos masculinos. Este aumento de tamaño suele darse a expensas de las glándulas mamarias, aunque en ocasiones puede estar provocado por un aumento del tejido adiposo.

Ginecomastia; ¿Cuál es su causa?

Puede haber muchas causas de agrandamiento de los senos en los hombres, pero la más común es que sea de naturaleza idiopática, es decir, se desconoce la causa. En la mayoría de los hombres, las glándulas aumentan de tamaño durante la pubertad y desaparecen después de unos meses, pero hasta en un 10% de los hombres, las glándulas mamarias pueden permanecer sin retroceder.

En otros casos, también podemos encontrarnos con que este aumento de tamaño mamario se produce a expensas del tejido adiposo. Esto puede ser más común en pacientes que pierden mucho peso y tienen grasa que permanece en los senos que no desaparece con la pérdida de peso.

En nuestro medio, también es común observar un aumento del tamaño de los senos en hombres que consumen esteroides o anabolitos para el desarrollo muscular, seguido del crecimiento de las glándulas mamarias. También se puede observar que este aumento está relacionado con el consumo de ciertas drogas.

¿En que consiste la operación?

Las intervenciones para la ginecomastia básicamente dependen de qué tejidos del tórax masculino se agrandan principalmente. En los casos en los que el paciente tiene glándulas agrandadas, se suele hacer una pequeña incisión en el borde inferior de la areola, a través de la cual retiramos las glándulas sobrantes.

Para los pacientes cuyo aumento de tejido es principalmente graso, realizaremos una liposucción. Sin embargo, la mayoría de los pacientes tienen componentes mixtos de ginecomastia, que incluyen glándulas y grasa, y el método más común es una mastectomía y liposucción combinadas.

Si solo realizamos una liposucción, esta intervención se puede realizar de forma ambulatoria con anestesia local y sedación. Sin embargo, si realizamos cirugía glandular o mastectomía subcutánea (con o sin liposucción), se recomienda el procedimiento bajo anestesia general y al menos una noche en el hospital.

En estos casos se suele introducir un pequeño tubo de drenaje en la cavidad que queda tras la cirugía glandular y se suele retirar a las 24 o 48 horas. Al final de cualquier cirugía, ya sea mastectomía o liposucción, los pacientes deben usar batas de tratamiento de compresión para promover la reabsorción del edema, la inflamación y mejores resultados durante aproximadamente un mes debido a la contracción de la piel.

En general, los pacientes que más se benefician de una intervención de este tipo tienden a ser pacientes más jóvenes que conservan la capacidad de retraer la piel y pueden lograr mejores resultados con la mastectomía subcutánea y la liposucción. Para pacientes con pérdida de peso significativa, la apariencia de los senos puede mejorar mucho, pero en muchos casos, se requieren procedimientos adicionales para lograr buenos resultados debido a que la piel ha perdido su capacidad de contracción y, en ocasiones, se utilizan otro tipo de técnicas de reconstrucción mamaria.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

CERRAR